Tremendo el partido vivido en el campo soriano que enfrentó a ambos conjuntos. VP Madrid logró batir en el tie break al poderoso equipo castellano y llevarse dos valiosísimos puntos ante uno de los rivales más duros de España, que tenía importantes ausencias.

El partido comenzó con la escuadra madrileña mostrando claras sus intenciones y estableciendo un 2-8 arrollador. Parada supo distribuir bien el juego de los suyos y Carlos Baos castigó en saque y en ataque a los locales, que vieron como VP Madrid mantenía el demoledor ritmo y finiquitaba 17-25.

El segundo set estuvo muy igualado. Ambos equipos lograban diferencias mínimas que en seguida eran neutralizadas por el otro. El trabajo en red de Sergio Figueroa e Ivan Vlasev sirvió para minimizar el poder de los ataques de Manuel Salvador, que acabó con 31 puntos, y Daniel Macarro, pero no fue suficiente para evitar que los sorianos empataran al ganar por la mínima, 25-23.

La tercera manga trajo al Río Duero San José más concentrado y dominando levemente el marcador. Sin embargo, un importante parcial a su favor al final puso un 25-19.

Los hombres de Aitor Barreros no iban a bajar los brazos y salieron a por todas. Diego Mahía estuvo muy fuerte en defensa y recepción y permitió montar buen juego a los suyos, que se pusieron por delante. Los locales apretaron mucho pero VP Madrid estuvo muy fino en los últimos compases y sumó su primer punto al imponerse por 21-25 y forzando un increíble tie break ante la anonadada mirada del público presente en el pabellón de Los Pajaritos.

El tie break comenzó con un intercambio de golpes. Aunque los locales llegaron a estar por arriba, el buen trabajo de Luis Díaz y Blagovest Petrov aupó a los suyos, que cerraron el partido con un 13-15. 2-3 para los madrileños.

Con esta impresionante victoria madrileña, VP Madrid suma dos inesperados puntos ante un rival duro que pueden marcar una importante diferencia a final de temporada. Río Duero San José se queda un puntito que sabe a poco.